Para José Toro Hardy la extensión de la licencia a chevron y otras empresas de servicio para operar con PDVSA, representan un respiro momentáneo a los que se pudiese considerar una caída extrema.
El experto petrolero destacó que luego de ser un productor de 3 millones de barriles diarios, solo el mes de septiembre la producción alcanzó un déficit de 644 mil barriles diarios para el mes de septiembre,  y de haberse concretado la paralización de las licencias con las empresas de servicio, el incremento de la caída rondaría los 200 barriles diarios.

Escuche el audio aquí :